Según la ciencia, viajar a donde tú quieras va a mejorar tu salud

07 June 2018

A todos nos resulta excitante dejar atrás nuestra rutina y nuestro hogar para descubrir nuevas ciudades y lugares. Si necesitas pruebas, visita los blogs de aquellos que más han viajado, y verás la emoción con la que viven ellos siendo unos trotamundos.

Tomarse un respiro y perderse por otros lares de vez cuando, además de ser apasionante, resulta muy sano principalmente por las razones que enlisto a continuación.

La planificación nos ayuda a sentirnos más felices

Los beneficios ya comienzan incluso antes de partir hacia tu destino. A muchos de nosotros ya se nos hace agua la boca viendo los lugares que vamos a visitar; hasta planificamos nuestra ruta. Hay estudios que demuestran que la preparación de un viaje nos resulta muy placentera, llegando en algunos casos a ser incluso más agradable que el propio viaje.

Reduce el estrés

Todos nos pasamos el tiempo pensando en nuestras obligaciones y en los compromisos con nuestros amigos, compañeros o familia, lo cual nos estresa. Viajar nos ayuda a desconectar de todos esos problemas cotidianos y poder cumplir con la locución “Carpe Diem”.

También es verdad que a veces buscar vuelos o alojamiento puede resultar estresante, porque no encontramos opciones que se ajusten a nuestro presupuesto. Pero para eso hay soluciones muy sencillas. Para los vuelos hay cientos de buscadores que nos pueden facilitar la tarea de encontrar el vuelo ideal; para hoteles y hospedajes también los hay.

También te puede interesar: ¿Quieres viajar gratis por el mundo y mudarte a otro país? Esta aerolínea te paga todo

Mejora nuestra capacidad de resolución de problemas

Aquellos que hayan viajado a otros países sabrán de lo que se trata. Cuando te surge algún problema estando en un lugar extranjero, tienes que agudizar tu ingenio bien para poder comunicarte o para entender cómo funcionan las cosas en este lugar. Y es que salir de tu zona de confort es una de las mejores maneras de mejorar tus habilidades para solucionar contratiempos.

También es verdad que cuantos menos problemas tengamos mejor, y el shock cultural que podamos sentir al visitar un sitio con una cultura distinta a la nuestra puede ser uno de los principales obstáculos.

Por ello es conveniente saber qué es y cómo afrontar este sentimiento de desarraigo.

Reduce el riesgo de un ataque cardíaco

¡Incluso para esto es beneficioso viajar! Hay estudios que sugieren que las personas que viajan con frecuencia tienen un considerable menor riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Aunque no se sabe con certeza el por qué de esta asociación, está claro que viajar es bueno para nuestro corazón.