Consejos nutricionales para que tu familia coma mejor

14 August 2019

Toma muy en cuenta estos consejos nutricionales, ya que la última Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (ENSANUT, 2016) elaborada por la Secretaría de Salud (SSA) reveló información importante acerca del consumo de alimentos recomendables y no recomendables en la población mexicana. Los resultados obtenidos muestran que, menos del 50% de los encuestados, consumió verduras diariamente; y que alrededor del 20% de la ciudadanía, no acostumbra a beber agua natural durante cada tiempo de comida. A todos nos encantan los tacos, las pizzas y la comida chatarra, pero hay que tener un balance, tampoco es de cancelarlas de tu vida, y te lo dice un ex gordo.

Te puede interesar:
Nokia y Google le dieron vida al 8110 y su nuevo software

Para que aprendas Marien Garza, Miembro del Consejo Consultor de Nutriólogos de Herbalife Nutrition nos comparte estos tips nutricionales:

1.-Inicia tu día con un desayuno completo y saludable: El desayuno permite iniciar el día con energía y una buena carga de nutrientes para el cuerpo. Un desayuno equilibrado debe combinar carbohidratos y proteínas de buena calidad. Los carbohidratos le dan energía al cuerpo y, sobre todo, al cerebro; mientras que la proteína, ayuda a sentirte satisfecho hasta el siguiente tiempo de comida.

2.-Incluir a la familia en la selección y preparación de alimentos: Involucrar a los niños en tareas relacionadas al consumo de alimentos propiciará que tengan una mayor adherencia a adoptar hábitos saludables. Los niños pueden apoyar en tareas sencillas como la preparación de ensaladas, la compra de frutas y verduras o la realización de recetas caseras. Está demostrado que aquellos niños que ayudan a cocinar en su casa, tienen más probabilidad de aceptación a comer opciones que incluyan alimentos saludables, tales como las frutas y las verduras.

3.-Comer en familia con la mayor frecuencia posible: De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), la nutrición se define como “un fenómeno biológico, psicológico y social”. La convivencia durante la comida dota de armonía y felicidad a la familia, logrando hacer de este, un momento de relajación. La familia debe tomarse el tiempo para comer y masticar lentamente, ya que esto ayuda a procesar los alimentos y, con ello, mejora la digestión. La salud mental y física van de la mano de una dieta correcta.

4.-Aplicar el concepto de “alimentación consciente” para toda la familia: La alimentación consciente es una práctica que contempla las emociones y la toma de decisiones del ser humano al momento de nutrirse. Una gran manera de involucrar a la familia en buenas prácticas de alimentación es aplicar principios armónicos, es decir, que tus pensamientos, emociones y acciones estén en el mismo momento y en el mismo lugar cuando estés deglutiendo.

5.-Servir porciones adecuadas de cada grupo de alimentos: Aunque todos los miembros de una familia consuman el mismo alimento o platillo, la cantidad de consumo de los niños y los papás debe de ser diferente y dependerá de su edad, nivel de actividad física y estado nutricional.

6.-Beber agua: El agua es el líquido vital para el ser humano. Hay que incluir en la dieta familiar bebidas nutritivas como tés o batidos con nutrientes y bajos en calorías. Evitar los malos hábitos de consumo excesivo de refrescos, bebidas azucaradas o bebidas alcohólicas, mejorará la salud de cualquier persona.