*

Bendito sea ese cine raro que nos puede quemar la cabeza gracias a muchas, muchas razones.

Sin entrar en tantos detalles, las películas aquí mencionadas son ya clásicos o películas de culto, que debes ver al menos una vez.