Frases pasivo-agresivas que a diario escuchas en tu oficina (o te las dicen a ti)

20 September 2018

Las relaciones de oficina son uno de los misterios más difíciles de entender del comportamiento humano. Pasar ocho horas en espacios reducidos con las mismas personas día tras día puede generar muchas asperezas, pero obviamente los problemas de comunicación evitan que se solucionen rápidamente, y esto es algo muy común. En lugar de eso se ha desarrollado un lenguaje lleno de frases pasivo-agresivas, y todo por no tener el valor de platicar las cosas como son, así de sencillo.

Aquí algunas de las peores que seguramente te toca leer o escuchar a diario.

También te puede interesar: ¿Quedas mal con la gente de tu compañía por no tener lana? Acá hay opciones de préstamos

“¿Te caíste de la cama?”

Lo que en realidad quiere decir: “¿Por qué llegaste temprano”.

La especialidad de la persona que no le afecta en nada que llegues o muy temprano o muy tarde pero ella en su mundo, cree que merece más por su puntualidad. Que en efecto, es de aplaudir, pero en la actualidad ya muchos trabajan desde su casa y el efecto de su chamba y los resultados son hasta mejores. Claro que hay excepciones… aún así, no hay derecho de juzgar a la gente por si llega antes o no si en su trabajo no afecta.

“¿Puedes o no?”

Lo que en realidad quiere decir: “¿Lo vas a hacer o estás tonto?”

La vida de oficina puede ser muy estresante.

“¿Ya? ¿Medio día? / Buenas noches / ¿Sí descansaste?”

Lo que en realidad quiere decir:  “Flojo”. Ya sea por que llegaste tarde o te fuiste temprano. Qué más le da a la gente… que se dediquen a lo suyo y ya.

Nunca la uses, NUNCA, porque algún día te tocará llegar tarde o irte temprano y te la regresarán. El karma oficinista es el peor de todos.

“Uy estrenando, no pues qué bien ganas”

Lo que en realidad quiere decir: “Te odio porque ganas más que yo”.

Y cuidado si les respondes porque no te van a bajar de rico y pedante.

“Ahora sí te arreglaste”

Lo que en realidad quiere decir: “Eres un fodongo y siempre te ves fatal”.

Adiós autoestima.

“No te preocupes, déjalo como está, yo lo hago”

Lo que en realidad quiere decir: “Eres un incompetente”.

Algunas personas no saben trabajar en equipo y a esas personas les encanta esta frase.