Parece que Starbucks le va a ganar buena publicidad por el error de GOT

08 May 2019

Si viste él último episodio de Game Of Thrones, el antepenúltimo en toda su historia, quizá estés enterado del error de producción que hubo ahí. Y es que alguien dejó su vaso de café de Starbucks durante una escena que terminó en el producto final del capítulo 4 de la octava temporada. Esto aunque fue accidental podría darle una buena valoración exponencial a Starbucks de 250 mil dólares.

Por si Starbucks no fuera ya lo suficientemente grande en el mundo, esta aparición “sin querer” en Game Of Thrones es una gran oportunidad publicitaria para la empresa ya que ese pequeño detalle, si hubieran querido pagarle a HBO (y claro, si estos hubieran permitido un product placement en su show, cosa que no han hecho ni harán) les hubiera costado entre 250 mil y un millón de dólares ya que el programa tiene el alcance del nivel de un Super Tazón.

Stacy Jones, CEO de Hollywood Branded evaluó esta situación.

“Estamos hablando de una serie televisiva del tamaño del Super Bowl (en términos de alcance); estamos comparándola con una franquicia como Transformers“, películas donde promocionarte con una marca cuesta justo lo antes mencionado.

Starbucks sí o sí salió ganando, y es que aunque no se ve su logotipo en ese vaso, la gente de inmediato asocia ese tipo de empaque a la marca de bebidas frías y calientes. Así que enhorabuena por Starbucks, sus vasos, el error de alguien en la producción de la popular serie que en teoría cuidan todo detalle, y por causar controversia en las redes sociales e Internet en general.

De momento Starbucks no ha salido a decir nada al respecto y bueno, quizá jamás lo hagan… ¿cómo para qué? Y es que obtuvieron una gran exposición en televisión ante millones de espectadores gracias a Game Of Thrones, la serie de la que todos están hablando a diario y a cada segundo.